La herramienta creada por académicos UDP permite indicar el nivel de acceso a distintos tipos de servicios utilizando el Transantiago como método de transporte.


Santiago, San Miguel, La Cisterna y Estación Central, son algunas de las comunas de la Región Metropolitana que tienen mejor accesibilidad a establecimientos educacionales a través del uso del Transantiago. Así lo reveló el Centro de Innovación en Transporte y Logística de la Facultad de Ingeniería y Ciencias UDP, el cual a través de la información de GPS de los más de 6 mil buses que componen la flota del Transantiago, logró determinar los colegios a los cuales es posible viajar en menos de 30 minutos a toda hora del día.

Según los resultados, entre las comunas con mejor accesibilidad a colegios en menos de 30 minutos destaca Santiago, La Cisterna y San Miguel, mientras que las zonas que tienen peor accesibilidad son Lo Barnechea, Pudahuel, Quilicura y Vitacura.

El investigador de Citylog, Jonathan Frez, destaca que el análisis “está vinculado a la densidad de colegios y los tiempos de viaje. Mediante este análisis es posible observar en comunas como Pudahuel, que tiene 233.252 habitantes, un nivel de acceso a colegios bajo comparado con comunas como La Granja, que tiene la mitad de los habitantes y acceso a colegios cuatro veces superior” (ver el gráfico).

Con este estudio y las métricas de acceso a servicio, Citylog busca apoyar la creación de políticas públicas que mejoren los niveles actuales. “Hay dos opciones para mejorar el acceso, la primera es mejorar el transporte y la segunda es acercar los servicios. Evidentemente la segunda es preferible, ya que una ciudad que requiera menos traslados y que permita acceder a servicios utilizando medios de transporte como bicicletas o a pie tiene beneficios sociales y ambientales importantes”, señala Frez.

El equipo del Centro de Innovación en Transporte y Logística UDP está compuesto por Franco Basso, Paula Cattan, Rodrigo Garrido, Felipe González, Andrés Díaz, Jonathan Frez y Raúl Pezoa. Luis Martínez Castillo, estudiante del Magíster en Ciencias de la Ingeniería UDP, participó de este estudio.